LA TIERRA PLANTAS SANAS

Cómo utilizar las cenizas como fertilizante y pesticida en la huerta.

cenizas, fertilizante, tierra, insecticida, orina, compost

Cenizas

Puedes utilizar las cenizas de tu hogar o chimenea para fertilizar tu huerta. Las cenizas de la madera contienen nutrientes esenciales que las plantas necesitan para desarrollarse. Si aprendes a utilizar las cenizas como fertilizante, podrás reciclarlas para ayudar a crecer a las plantas de tu jardín.

Pasos a seguir para la utilización de cenizas

Primer paso

Utiliza las cenizas de madera para acondicionar la tierra a principios de la primavera, cuando la tierra esté seca y antes de que las plantas comiencen a crecer activamente.
Prácticamente todas las plantas de benefician del contenido de potasa de las cenizas de madera, aunque estas también concentran otros elementos que son de beneficio para la tierra y el crecimiento de las plantas.
Dado que las cenizas de madera actúan como un agente alcalino, ayudan a recudir la acidez de la tierra. Ciertas plantas que crecen mejor en suelos ácidos, como los arándanos, las azaleas o los rhododendron, no se desarrollarán de manera óptima en suelos fertilizados con cenizas.

Segundo paso

Aplica 9 kg (20 libras) de cenizas de madera por cada 93 metros cuadrados (1000 pies cuadrados) de tierra, formando una capa encima de la tierra. Si dejas las cenizas concentradas en montones se puede acumular demasiada sal en algunas secciones de la tierra, lo cual puede llegar a dañar tus plantas.

Tercer paso

Rocía las cenizas sobre cada capa de tu pila de compost. Las cenizas ayudan a descomponer la materia orgánica a medida que se va formando el abono.
fertilizante, tierra, insecticida, orina, compost

Cuarto paso

Acondiciona la tierra de hojas arcillosa con cenizas de madera, pues ayudará a separar la tierra y a que esta retenga mayor cantidad de aire.

Quinto paso

Combate las pestes de tu huerta con cenizas de madera. Si rocías una capa ligera sobre la huerta, las cenizas ayudarán a repeler los gusanos, los pulgones, las babosas, los caracoles y otros insectos. Vuelve a aplicar las cenizas después de la lluvia.

Para mantener las cenizas en el lugar que las necesitas, asegúrate de aplicarlas cuando no haya mucho viento, o probablemente se volarán antes de que puedan asentarse en la tierra.

Séptimo paso

Usa las cenizas en el la huerta con precaución.
Las cenizas contienen una gran cantidad de soda cáustica, que es un agente corrosivo. Por ello, evita colocarlas sobre las plantas más jóvenes. También utiliza guantes para aplicar las cenizas, y ponte una mascarilla para evitar respirar los residuos. Protege tus ojos con gafas de sol o de jardinería.
Evita utilizar cenizas de cartón, carbón o madera pintada. Estas sustancias contienen químicos que pueden ser perjudiciales para las plantas.
Observa regularmente el suelo para asegurarte de que no se torne demasiado alcalino. Utiliza un kit para verificar el nivel de pH o lleva una muestra de tierra de tu jardín a un laboratorio para ser evaluada. Si el suelo es demasiado alcalino, deberás añadirle azufre.

Octavo paso

Para producir más cenizas de madera, prefiere las maderas duras en lugar de las más blandas. Las maderas duras producen 3 veces más cantidad de cenizas que las maderas blandas.

Consejos

Considera incorporar tu orina a las cenizas. Un estudio reciente sobre “La orina humana combinada con cenizas de madera como fertilizante para el cultivo de tomates y su impacto en la cosecha y calidad de los frutos” (Revista de Química Aplicada a la Agricultura y los Alimentos, 2009), determinó que la orina humana, mezclada con cenizas de madera, causa importantes mejoras en la cantidad de tomates producidos.

Advertencias

Nunca apliques cenizas de madera a las papas, ya que fomentan la descascaracion de la piel.
Evita mezclar las cenizas de madera con fertilizantes que contengan nitrógeno, pues producirse un gas tóxico de amoniaco.

Fuente

Deja tu Comentario

Déjanos tu comentario

/* ]]> */