PLANTAS SANAS

¿Sabías que las Vaquitas de San Antonio hibernan?

Las Vaquitas de San Antonio, también conocidas como mariquitas, son animales invertebrados y pertenecen al grupo de los artrópodos. Las Vaquitas son insectos muy pequeños, de forma redondeada y brillantes. Con frecuencia presentan colores vivos. Su nombre varía según la especie y la zona o país. Los más habituales son, en Argentina:  la Vaquita de San Antonio, en Chile; la chinita, en España; mariquita o mariquitilla y maruxiña en Galicia.

Una de las especies más comunes es la mariquita de siete puntos. Sus alas (élitros) son de color rojo con tres puntos negros en cada uno, y uno más sobre el lugar donde ambos se juntan, lo que hace un total de siete puntos.

Algunas especies son peludas. Su cabeza, antenas y patas son negros. Las extremidades cortas.

Las mariquitas son insectos muy pequeños. Fíjate en el tamaño que tienen.

Las mariquitas no tienen caparazón, se trata de gruesas alas transformadas que protegen las verdaderas alas funcionales. Al desplegar las alas de colores tienen debajo otro par de alas con las que verdaderamente vuelan y se llaman élitros.

Son insectos útiles, coloridos e inofensivos y en algunos lugares se les considera signo de buena suerte.

Las mariquitas habitan sobre las hojas de diferentes especies vegetales donde encuentran alimento. La mayoría de las especies se alimenta de pulgones, por lo que contribuyen a controlar estas plagas de la agricultura. Se estima que una mariquita adulta puede consumir más de mil pulgones en un verano y si tenemos en cuenta que una hembra puede tener más de un millón de crías nos daremos cuenta de por qué son consideradas insecticidas naturales. Ver más sobre sus hábitos predadores

Son insectos útiles, coloridos e inofensivos y en algunos lugares se les considera signo de buena suerte.

Las mariquitas habitan sobre las hojas de diferentes especies vegetales donde encuentran alimento. La mayoría de las especies se alimenta de pulgones, por lo que contribuyen a controlar estas plagas de la agricultura. Se estima que una mariquita adulta puede consumir más de mil pulgones en un verano y si tenemos en cuenta que una hembra puede tener más de un millón de crías nos daremos cuenta de por qué son consideradas insecticidas naturales.

Las mariquitas son insectos bastante longevos ya que, cuando llega el invierno, en lugar de perecer, hibernan hasta la primavera siguiente.
Sin embargo, las mariquitas que han hibernado una vez, no lo suelen hacer una segunda y mueren al llegar el frío, puesto que su longevidad máxima es de 1 año.
Las mariquitas se agrupan para hibernar, normalmente en recovecos en las rocas y troncos, pero a veces también en construcciones humanas, formando núcleos de hasta 10.000 individuos.
Podrás encontrarlas en los marcos de puertas y ventanas, cerca de donde se irradia algo de calor.

Al igual que otros insectos las mariquitas sufren metamorfosis, es decir pasan por un proceso biológico en el cual pasan por grandes cambios desde su nacimiento hasta la madurez. En la foto anterior observamos una larva.

Fuente

 

Deja tu Comentario

Déjanos tu comentario

/* ]]> */